domingo, 19 de abril de 2015

UN BUEN ENTRENO LARGO

Como las pruebas ultras a las que nos hemos inscrito están ya cercanas, hay que hacer entrenos de mucha distancia y con desnivel, para ir acumulando horas en las piernas.
Planificamos un entreno duro y largo para ayer sábado, comenzando en el parking de Machacaderas a las 6:30 a.m.. 

Frontales encendidos e iniciamos el recorrido tomando la pista de las zetas, por la que vamos a ir durante 16 kms hasta la cota de 1.750 m.s.m., habiendo partido a 1.050 m, en el parking de la Pedriza. Es una subida larga y tendida que permite ir trotando, lo que viene muy bien para entrenar el cardio y la potencia.


En el puente de los Manchegos abandonamos la pista y nos internamos aguas arriba del Manzanares, por un bonito sendero que corre paralelo al río atravesando verdes y encharcadas praderas de altura.


La niebla se va cerrando, hasta que en poco tiempo la visibilidad se queda en apenas unos 20 - 30 metros, y esto nos lleva a despistarnos; nuestra intención era subir por el Ventisquero de la Condesa. Nos fuimos un poco a la derecha por la vaguada de un arroyo, pero ya decidimos continuar para arriba, la niebla era aún más cerrada y comenzó un helador viento que dejaba la sensación térmica varios grados por debajo de cero.



Llegamos a la cuerda, cota 2.170 y vemos que hemos salido al collado de Guarramillas, bueno, solo un poco más a la derecha de donde queríamos. Remontamos el collado y llegamos a Bola, que por la niebla, hasta parecía que había quitado las antenas, pues no se veía a 10 m.
 Collado de Guarramillas, el frío obliga a sacar el cortavientos

Paso por la Bola del Mundo, niebla cerrada

El frio viento no invitaba a quedarse, así que sin pausa tiramos hacia La Maliciosa, ahora un poco más al abrigo del aire. Bajamos al collado del Piornal y subimos hacia la cima y tras una rápida foto enfilamos el técnico sendero al collado de las Vacas, para continuar por la cuerda de los Porrones a buen ritmo y disfrutando de este bonito y técnico sendero, prolongándolo hasta el collado de Quebrantaherraduras y volver al punto de salida.


Cima de La Maliciosa

Ha sido un entreno de los que dejan huella en el músculo y la mente, con una distancia total de 35 kms y disfrutando completamente del Guadarrama y de los compañeros.