sábado, 3 de enero de 2015

POR LAS CLAVIJAS Y LA CHARCA VERDE

Con el anticiclón situado en la península, esta mañana hemos disfrutado de otro día "primaveral", para estas fechas del año que estamos. Helada nocturna, pero en cuanto sale el sol, la temperatura sube notablemente, dejando un día muy agradable.
De Cantocochino hemos subido al Collado de Quebrantaherraduras para bajar hacia la Barrera de entrada.
Nos desviamos por la pista que sale a mano derecha según bajas, y bordeamos luego por sendero el pico que nos lleva hacia El Boalo, bajando a la pista y llegando a la ermita de San Isidro.
Desde la explanada de ésta, sale el sendero que sube directo hacia el Risco de la Encina, para justo debajo de las placas de arriba, atarvesar hacia el paso de Las Clavijas. Las superamos sin problemas y seguimos hacia el Collado de Valdehalcones, y continuar por el sendero que nos baja hacia la pista de la Pedriza.
En este momento seguimos por la pista hasta bajar casi al aparcamiento de Machacaderas, pero antes nos desviamos por el inicio de la pista de las Zetas, para ir a ver la Charca Verde.
Tiramos las fotillos de rigor y volvemos por la margen izquierda del río, para hacer el regreso más bonito y más tecnico, pues es una delicia correr por este tipo de sendero.
El recorrido total es de 17 kms, y en buena compañía, se hacen más amenos.

viernes, 2 de enero de 2015

LA PRIMERA CIMA DEL AÑO

Aprovechando la bonanza meteorológica y las vacaciones navideñas, he estrenado el año montañero subiendo al Pico de la Miel, recorriendo nuevos senderos por los canchos cercanos.
La temperatura primaveral y lo solitario que estaba hoy el entorno, hacia disfrutar aun mas de la montaña.


He subido por la vertiente sur, pasando primero por las inmediaciones del Cancho de las Yeguas, el Tricornio y del Cancho Blanco o Aguja K2, para ver esas paredes y posibles variantes de subida; y he salido a la cuerda a la izquierda de la Aguja K2, para coger el PR dirección Cancho Gordo y ver diferentes tramos rocosos de la cuerda.


Después he dado media vuelta y me he dirigido hacia el Pico de la Miel para hacer la primera cima del año.


Las foticos de rigor, contemplación del paisaje y para abajo por la ladera norte, donde la helada tenía varios tramos del sendero que está ahora casi siempre en umbria, bastante congelados, con una gruesa capa de hielo.
Descenso tranquilo para terminar en poco mas de una hora este primer entreno por montaña

Empezamos bien!!!!

miércoles, 31 de diciembre de 2014

LA ULTIMA CIMA DEL AÑO

Bueno, pues el 2014 se acaba, ya no da más de sí, y para cerrarlo, esta mañana hemos subido desde Cantocochino al Yelmo, en un entreno tranquilo, saboreando La Pedriza solitaria, hoy había poquísima gente a esas horas, y un día de sol y de luz espectacular.
Hemos subido desde Cantocochino a la Gran Cañada y al Yelmo. En su cima la temperatura era tal que parecía primavera. Hemos bajado por la misma ruta y muuuy tranquilos, para luego en el parking brindar por el este año que cerramos, y esperar que el 2015 nos siga trayendo salud y muchos kilómetros por montaña.

FELIZ AÑO NUEVO a todos.





domingo, 28 de diciembre de 2014

SAN SILVESTRE TRAIL (PEDREZUELA)

Ayer sábado participé en la última carrera del 2014; cerramos un año mas de carreras por montaña, habiendo disputado unas cuantas ultras y un montón de entrenos, que me han permitido pasar buenos ratos y disfrutar de la montaña en todas sus variedades.
Una mañana fría nos recibía en Pedrezuela, pero por suerte sin viento, por lo que la temperatura para correr no era mala.
Unos 400 corredores nos dimos cita, para recorrer los 18 kms de un entretenido recorrido que permite correr en casi todo el trazado, siendo especialmente bonitos algunos tramos del cañón del Guadalix.
Solo un par de bajadas un poco técnicas, representan la mayor dificultad, el resto es pista y sendero, en donde hay que dosificar, si no los últimos kilómetros pueden hacerse muy duros, pues el recorrido, prácticamente no da respiro ya que es un continuo sube u baja, y el último kilómetro es de subida continua hasta llegar a la meta.
Yo salí a ritmo controlado para no asfixiarme en las primeras rampas tras salir del pueblo. El perfil favorable del inicio puede llevar a engaño, y luego vienen un par de rampas que te pueden dejar tocado para el resto de carrera. Aprovechaba para adelantar en las bajadas más o menos técnicas, pues aquí se nota la diferencia de los que estamos acostumbrados a correr por montaña, de los que se apuntan a éstas por primera vez, u ocasionalmente. Luego en el llano o en cuando picaba hacia arriba, intentaba no pasarme de pulsaciones e ir siempre con buenas sensaciones.

Toda la carrera fui con Guillermo, compañero de entrenos y carreras del Comando Guadarrama y mantuvimos un buen ritmo hasta la meta.
Completamos el recorrido en 1:43:24, puesto 140 de la general y 7º de mi categoría. 
Felicito a la organización por el desarrollo de la prueba, buena bolsa del corredor, camiseta, buff y bolsa de ropa, junto con tetrabrick promocional de un caldo. Muy bien marcado el recorrido y bien los avituallas; voluntarios en los puntos de desvío (gracias por vuestra labor) y un avituallamiento de meta con barbacoa que abría el apetito. Corrí la primera edición y mantienen el nivel, y si cabe lo han mejorado. 

Desde aquí quiero hacer una pequeña protesta sobre como están cambiando las carreras por montaña, o los trails, con la llegada de corredores del asfalto. En esta carrera que no da premios de valor, ni nada parecido, y ya se puede ver como hay corredoras que van con su pareja, amigo o compañero, que les va haciendo de liebre marcando el ritmo, para así ver si pueden subir al podium, no se paran en los avituallamientos, sino que la liebre les coge agua para no perder tiempo; muchos corredores no llevan vaso o bidón, como se pedía en el reglamento, para beber en los avituallamientos, con lo que beben a morro de los bidones, con tal de no portar nada encima. La filosofía de las carreras por montaña o trails, al menos desde que empecé, hace ya unos cuantos años, era diferente y mucho más natural de lo que ahora se están convirtiendo. 

No es este caso concreto, pero las organizaciones de carreras exigen mucho en los reglamentos, y luego son poco rigurosas consigo mismas a la hora del cumplimiento del reglamento, control de material, etc., y para que esta disciplina no se vaya estropeando, deberían ser las primeras cumplidoras de sus propias exigencias.