sábado, 4 de diciembre de 2010

MUCHA NIEVE POR EL PURICELLI

Un nuevo entreno por una Cercedilla completamente nevada. Habíamos quedado en Casa Cirilo, pero la carretera estaba completamente helada y en las primeras rampas las ruedas perdían tracción, y hemos tenido que dar marcha atras durante 500 m., para poder sacar los coches.
La alternativa ha sido dejar los coches en la zona de la estación de Cercedilla y coger el camino Puricelli desde su inicio.
Bastante frío a la hora de comienzo del entreno, -8º, pero sin viento y con un cielo despejado que hacía presagiar un buen día.
Estación de Cercedilla desde el Puricelli.
Comienzo del entreno en el Puricelli.
El entreno lo iniciamos Carlosgalapagar, que vino con dos amigos (no me acuerdo de los nombres), digufer, heckleriano y yo. Por circunstancias heckleriano tuvo que darse la vuelta cuando llevábamos un par de kilómetros, y continuamos para arriba el resto. Hacia la mitad de la subida el resto del grupo decide regresar por lo avanzado de la hora y por el aumento del espesor de nieve.
Yo me encuentro bien de ánimo y con ganas de seguir, por lo que me despido de mis compañeros y sigo solo hacia el Puerto de la Fuenfría. El paisaje estaba impresionante y la nieve en su punto perfecto, te hundías un poco pero permitía trotar.

El primero de los 7 Picos

Poco a poco y disfrutando del paisaje voy ganado altura y comienzo a ver a mi derecha el Mirador de la Reina, a la vez que se va abriendo el bosque y ya se ve el collado del Puerto.

La nieve ha aumentado mucho su espesor y en ocasiones me hundo hasta la rodilla, lo que obliga a realizar un esfuerzo añadido, pero vendrá bien para entrenar la potencia, supongo. Un cartel me indica que transito por la Senda de los Borbones, que me saca a la Calzada Romana unos 200 m. antes de llegar al puerto de la Fuenfría.

Parte final de la senda de los Borbones, antes de llegar a la Calzada Romana

La última rampa antes de coronar el puerto se hace dura, pues los pies pierden tracción y las piernas ya van cansadas, adelanto a un esquiador que sube con las pieles de foca y arriba me reuno con otro que llega un par de minutos antes. Charlamos un rato y nos despedimos, pues corre un airecillo helador que baja la temperatura corporal rápidamente.

En el Puerto de la Fuenfría y el Montón de Trigo al fondo
Él para la carretera de la República y yo de vuelta para abajo, a buscar cotas más protegidas y volver a recuperar el calor, pues los pies se me habían quedado helados.
La bajada fue un disfrute completo, pues la nieve permitía correr, suavizando los desniveles y las piedras del terreno. Aún así tuve un par de caídas por confiarme, pero la nieve amortiguaba el golpe.
Regresé al coche tras unas 3h 15min, y unos 15 kms, más o menos, que espero vengan bien como entreno para la ultra de Chiva, el próximo domingo 12 de Diciembre.
Aquí dejo también unos vídeos de la subida. video
video
video

2 comentarios:

ZAPATOVELOZ dijo...

Que buen entreno Chus,seguro que te habrian venido bien un par de tablas.
Yo sigo parado,a ver si mañana puedo salir un poco.

Chusta dijo...

Una mañana estupenda para entrenar y disfrutar del paisaje, además la temperatura acompañó.
Animo y recupérate bien.
Un abrazo.